sábado, 19 de septiembre de 2009

Resulta que ahora soy comercial

Espero que de manera circunstancial y por un tiempo determinado. Siempre pensé que vender y engaño, iban unidos y por eso creí que no sería un trabajo que realizaría nunca. También hay un dicho que dice: No digas nunca de este agua no beberé. Y hete aquí que me ofrecen la oportunidad de vender un buen producto, útil, ecológico, comprometido con el medioambiente y yo sin trabajo, así que en esas estoy. Pesado y dificil, apesar de estar ofreciendo el mejor producto que hay en el mercado y de estar convencida de ello. No hay que argumentar mucho, una vez que das a testar el producto, él habla por sí mismo, esa es la ventaja. Espero mejores tiempos porque las comisiones son bajas y en definitiva no es lo mío, entre otras cosas porque se convierte en una obsesión. NO hay horario, y siempre estás dándole vueltas al coco, a ver donde irás, y cómo hacer la visita más sencilla con el mejor resultado. Total: tu cabeza no descansa nunca y tus piernas tampoco, pues vas de aquí para allá sin encontrar el momento de descansar. Pero el cuerpo y la edad es una dictadura, llega un momento que no hay peros que valgan, tienes que parar. Espero mejores tiempos.

2 comentarios:

clariana dijo...

Espero que te vaya bien con este trabajo "comercial" que tú dices. Son tiempos difíciles ahora, para los trabajadores. Deseo que pronto puedas tener trabajo de lo tuyo, de lo que hacías normalmente. Saludos afectuosos.

Silviacas dijo...

Una debe de ejercer su profesión, a veces me siento como pulpo en un garaje y sobre todo agotada, no tengo edad para estos trotes. Me durará poquito. Y alo ves, ni tiempo tengo para venir a mi rincón.
Muchas gracias por escribir. Espero qúe tú estés bien.
Un abrazo!